Ritual para una próspera Navidad

Sigue este sencillo ritual navideño para recibir paz, alegría y abundancia en esta temporada.

Esta temporada de fiestas, más allá de lo material, hay que cultivar lo espiritual, y aprovechar la Navidad para acercarnos a nuestros seres queridos y buscar la paz, armonía y en general, un gran amor.

Primero limpiemos un poco nuestra casa, y no sencillamente con un trapo o aspiradora. Coloca sal de mar, símbolo de purificación, en las entradas de tu casa, además de rincones y puertas. Déjalas ahí un buen rato.

Sal

Luego de que la sal «absorba» la negatividad y mal karma del lugar, depurando la energía, bárrela para afuera de tu casa, liberándote de todo lo feo que pudo haberse impregnado en el interior.

Ahora hagamos en familia un lindo centro de mesa para nuestro ritual. Primero debes conseguir tres velas. Pueden ser tres velas blancas o mezclar una blanca, una roja y otra verde, como los colores de la Navidad.

Centro de velas

Consagra las velas, es decir, di en voz alta que las estarás usando en este ritual para atraer amor, paz y abundancia esta Navidad. Las velas serán el elemento depurador del ritual, atrayendo pureza y prosperidad.

Coloca junto a las velas un arreglo de muérdago, de preferencia, que no sólo es el símbolo de la temporada, sino también para atraer buena energía y amor.

Además, coloca en un plato muchas semillas o legumbres, que simbolizan las raíces y el elemento de vida del año que está a punto de nacer. Serán tu símbolo de renovación.

Semillas

Prende las tres velas y, con mucha fe, pide en voz alta: «Esta Navidad, atraigo paz, amor y bendiciones a todos mis seres queridos». Deja las velas prendidas todo el día de Navidad hasta que se consuman.

Ahora, también podemos sumar un aire de tranquilidad y armonía al hogar con un difusor, y para ello te recomendamos usar primero un aceite o esencia cítrica, de preferencia naranja o mandarina.

En un difusor o humidificador, también suma un poco de azúcar morena. Como sabes, este azúcar también atrae buena suerte y prosperidad.

Azúcar moreno

Añade al agua con azúcar y el aceite de naranja una pizca de canela, que despierta un elevado estado de paz.

Lleva el difusor o humidificador por todos los rincones de tu casa, impregnando el ambiente con su bonito olor. Siente la paz que va rodeando cada espacio.

No olvides agradecer por las bendiciones recibidas durante el año y pedir por tus seres queridos. Esta Navidad es el motivo perfecto para estar en familia y dejar atrás cualquier negatividad para velar por un gran futuro.

Feliz Navidad

Os deseo a todos una Feliz Navidad, felices fiestas. Y recordad, puedes llamarme y contarme qué te preocupa y considerar juntos cuál es la mejor opción para poder solucionar tus problemas.

Fuente de la noticia: univision

Consejos de los ángeles para Navidad

En estos días, en los cuales nos estamos preparando para recibir al Niño Dios y para darle la bienvenida a un nuevo año, deseo compartirles algunos tips para llenarnos de la energía más positiva con ayuda de los ángeles!

Para proteger tu hogar o negocio:

Pide a Dios que envíe a su arcángel Miguel y ángeles protectores que se coloquen como “guardaespaldas” en cada esquina de la casa, oficina o negocio.

Ángeles
Arcángel Miguel

Visualiza cuatro ángeles que permanecen todo el tiempo vigilando tu espacio y cuidando a quienes viven o están en él.

Además, también puedes colocar flores rosadas y blancas en tu casa para activar la vibración de la armonía y la tranquilidad.

ángeles
Flores blancas

La Navidad representa la costumbre de darnos regalos mutuamente; sin embargo, los ángeles nos invitan a darle un regalo a Dios.

Hazle una promesa de cambiar algo que sabes no te conviene de tu personalidad, como un resentimiento contra alguien, algún pensamiento negativo o un apego a una relación dañina.

Regala algo (no tiene que ser necesariamente material sino algo intangible) a alguien a quien sientas necesita de un gesto de aprecio de parte tuya y a quien quizás no le darías un regalo normalmente.

Regala

Puedes ser un compañero de trabajo que en algún momento te ayudó a terminar una tarea asignada, la persona de la cafetería que te sirve el café cada día, etc. Detalles como este atraen bendiciones.

Dedica unos minutos para concentrarte y dar gracias a Dios por los regalos que Él te entrega no solamente en la Navidad sino cada día de tu vida.

Felices Fiestas a todos, aquí estoy para ayudaros en cualquier momento.

Fuente de la noticia: univision